Las Ketchup: Un Blodymary

Warner Music España, 2006.

Comprado en: Éxito de la 170. $2.900.

KETCHUP

El 2002 fue un año interesante: Tuvimos mundial en Asia y el descaderado se imponía. Britney y Justin seguían juntos (yo no quería que terminaran, pero así sucedió), y en Colombia un presidente “””polémico””” estrenó mandato (que yo quiero que termine pero pareciera que nada que se acaba).

Es imposible hablar de ese año sin mencionar una canción que llegó a nuestros oídos para cambiarlos para siempre. Me refiero, por supuesto, al Aserejé.

Muchos pensaron que el coro impronunciable era un mensaje satánico (No es jodiendo, aquí  la prueba ). Sin embargo,  según el mito que circula en la red, la canción en realidad se trata de un man que se llama Diego que está de fiesta y quiere pedir “un tema”.

El problema es que el tipo no sabe cómo se llama la canción (Rapper’s Delight, de Sugarhill Gang, una de las mejores canciones de la historia del hip hop y del universo )  entonces él la canta así como suena.

I said a hip hop the hippie the hippie
Aserejé ja de jé de jebe
to the hip hip hop, a you don’t stop
tu de jebere sebiunouva
the rock it to the bang bang boogie say up jumped the boogie
majabi an de bugui
to the rhythm of the boogie, the beat
an de buididipí

El coro tenía un baile que lo acompañaba y que nos hacía ver super inteligentes en las fiestas. Aquí una breve explicación de cómo se baila:

Primero, seis de estos.

Luego viene el pulgar levantado:

Después:

Y para terminar:

Como sabemos, el Aserejé fue un hit: tuvo versiones en español e inglés, y hasta una de Navidad. De acuerdo con Wikipedia, es una de las 100 canciones más vendidas en la historia de la música.

Según leí en una revista Seventeen de 2003, Las Ketchup querían ser conocidas por algo más que el Aserejé, y por eso sacaron otro disco, Un Blodymary (2006), que fue el que me encontré.

Lo que más me sorprendió del disco fue descubrir que, además de las tres Ketchup que vemos en el video de Aserejé (Lucía, Lola y Pilar), había una cuarta integrante que preciso quedó embarazada en esa época (Rocío). Ya Rocío tiene algo para echarle en cara a su hijo o hija FOREVER:  le quitó sus 15 minutos de fama.

Rocío es la primera de izquierda a derecha.

Un Blodymary consta de 10 canciones que quieren unir  el pop con el flamenco, pero resultan en algo tibio que no llega a convencer del todo y que no llega a igualar en sabrosura al Aserejé.  En términos gastronómicos: el flamenco es un filete angus y este disco es una hamburguesa de McDonalds.

Pero debo decir que me gustó más de lo que quisiera admitirlo, en especial dos canciones: Doctora Láser (no estoy segura si se trata de una médica o de alguien que hace depilación), y El neceser de Paco, sobre un tipo que se maquilla y se pone ropa de mujer.


Un Blodymary también aguanta:

Este es el momento del post en el que les cuento qué pasó con Las Ketchup. Pero estas viejas desparecieron por completo de la escena musical después de Un Bloodymary.

Según un artículo que encontré, estaban en vísperas de grabar un nuevo disco. Sin embargo, también vi otra cita del portavoz de la disquera que las representaba , en la que el man decía que ya no tenía contacto con ellas.

Para terminar, les dejo una página de fans checa de Las Ketchup porque está buenísima y YOLO. También una entrevista de hace más de 10 años con el papá de las viejas.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s